AlbaLearning - Audiolibros y Libros - Learn Spanish

| HOME | AUDIOLIBROS | AMOR | ERÓTICA | HUMOR | INFANTIL | MISTERIO | POESÍA | NO FICCIÓN | BILINGUAL | VIDEOLIBROS | NOVEDADES |

William Shakespeare

William Shakesperare

La noche de reyes

| 1 | 2 | 3 | 4 | 5 |

Sebastián y Viola

Biografía de William Shakespeare en Wikipedia


 
 
[ Descargar archivo mp3 ]
 
Música: Chopin - Nocturne in C minor

Sebastián y Viola
OBRAS DEL AUTOR
Español (Audio Libros)
Cimbelino
Como gustéis
Cuento de invierno
El mercader de Venecia
El rey Lear
Gentileshombres de Verona
Hamlet
La comedía de las equivocaciónes
La fierecilla domada
La noche de reyes
La tempestad
La violación de Lucrecia
Macbeth
Más es el ruido que las nueces
Otelo
Romeo y Julieta
Sueño de una noche de verano
Sonetos de amor

Inglés (Libros)
The merchant of Venice
The comedy of errors
The taming of the shrew
The tempest
Much ado about noghing
Romeo and Juliet
A midsummer night's dream

LE PUEDE INTERESAR
Cuentos de Amor
Misterio y Terror
Poesía
Poemas de Amor
Poemas de Navidad
<< 5 >>
 

Olivia, en su deseo de hablar de nuevo con el paje Cesáreo, mandó al bufón a buscarle; pero habiendo éste hallado casualmente en la calle a Sebastián, tomóle por Viola y dióle el recado de la Condesa. Las palabras del bufón fueron un misterio para Sebastián, cuya sorpresa subió de punto al ver que arremetía contra él un gentilhombre, que parecía estar loco y que dándole un golpe en la espalda, le decía:

—¿Conque otra vez por aqui, señor?; ea, tomad ésa.

—Y tú ésta, y ésta y ésta otra—replica Sebastián correspondiéndole con sendos pufietazos en la espalda. — ¿Será, vive Dios, esta ciudad una jaula de locos?

Sorprendido quedó el señor Andrés y vivamente despechado viendo que el joven a quien había tomado por un corbarde mentecato tenía tan gran fuerza de puños. El señor Tobías interpúsose en favor de su temeroso amigo: tanto él como Sebastián habían ya desenvainado la espada y preparábanse a librar serio combate, cuando Olivia, avisada por Festo, acudió presurosa a poner paz.

— ¡Detente, Tobías—díjole severamente; —te lo mando por tu vida; detente!

Luego, volviéndose a Sebastián, y tomándolo por Cesáreo, pídele por favor que perdone la grosería de su pariente y que se digne entrar en su palacio.

—O me he vuelto loco, o estoy soñando—murmura Sebastián, estupefacto al oir que la bella Condesa se le dirige como a un amigo muy querido.

Pero, ya fuese sueño, ya realidad, la escena era muy agradable, y él hubiera querido que tan dulce ilusión durara para siempre.

—Si esto es soñar, no quiero interrumpir tan dulce sueño— decía para sus adentros.

El bello y apuesto mancebo no fue menos sensible a los encantos de la condesa, y al ofrecerle ésta su mano, consintió no solo con gusto, sino también con ansia. Bien hubiera deseado pedir consejo a su excelente amigo Antonio, el capitán del barco; pero érale imposible porque al volver, a la hora convenida, a la hospedería del Elefante, ya no halló en ella al capitán. Como ignoraba que el infeliz hubiese sido arrestado por los oficiales del duque, no acertaba a explicarse su desaparición.

Aun no habían transcurrido dos horas desde la celebración de los esponsales de Olivia con Sebastián, cuando Orsino, acompañado de Viola se encaminó hacia la morada de la Condesa: antes de llegar a ella encontráronse con los oficiales del duque que traían preso a Antonio, dando este encuentro nueva ocasión a enigmáticas situaciónes.

Antonio tomó otra vez a Viola por Sebastián y le reprochó duramente su ingratitud. Viola negó con todas sus fuerzas haber conocido al capitán antes del lance con el señor Andrés, del cual tan galantemente le librara. Afirmaba Antonio que hacia tres meses que vivían juntos, a lo cual declaró el duque que el capitán debía de estar loco, por cuanto hacía tres meses que el paje estaba a su servicio.

Olivia, terciando en el debate, creyó reconocer en Viola al joven que acababa de elegir por esposo y le hizo quedar estupefacto al darle el nombre de tal. Llamaron por testigo al sacerdote que los casara, el cual confirmó lo dicho por Olivia. Tocóle después el turno al duque, quien se indigno al ver la falsedad y traición de Viola, pues se figuraba que su paje había aprovechado la ocasión del mensaje cerca de Olivia, para sustraerle el amor de la condesa.

Así estaban las cosas, cuando llegó Sebastián. Hermano y hermana reconociéronse entonces con no menor estupefacción. Comprendió Antonio que estaba equivocado al calificar a Sebastián de monstruo de ingratitud. Después de todo Olivia se entregaba a un joven que la adoraba y que no tenía absolutamente intención de renegar de su mujer.

El único que se afligía verdaderamente era Orsino al convencerse de que ya no le quedaba esperanza alguna de poseer a Olivia. Allí había, en cambio, una encantadora joven, dispuesta a casarse con él: consintió, pues, en aceptar aquel desquite, y la fidelidad de Viola se vió recompensada.

—Puesto que por tanto tiempo me habéis llamado «señor» —le dijo el duque;—tomad desde luego mi mano, y de hoy en adelante seréis la dueña y señora de vuestro señor y amo.

Pidió entonces la condesa a Viola y Orsino que la considerasen siempre como hermana, e invitóles a celebrar la boda en su palacio el mismo día que ella celebrase la suya con Sebastián. Hecho esto, la alegre comparsa penetró regocijada en el palacio, mientras el bufón cantaba solo estas coplas:

Cuando yo era un rapazuelo,
iVenga viento y venga lluvia!...
Pero todo me era juego;
Desafiaba yo la furia
De pícaros elementos,
Pensando en su eterna lucha.

Ya cuando me asomó el vello
iVenga viento y venga lluvia!...
Cerramos puertas por miedo
Al ladrón a quien escudan
Los pícaros elementos,
Pensando en su eterna lucha.

Para mí el mundo ya es viejo
¡Venga viento y venga lluvia!...
No importa si, como espero
(Y es justo que lo presuma),
Este entretenido cuento
Os dió placer y ventura.

Inicio
<< 5 >>
 

Índice de la obra

Índice del Autor

 
 
 

¡Nuevos cada día!

NOvedades en AlbaLearning - Nuevos audiolibros cada día


De actualidad
Cuentos de Navidad *
Misterio y terror *
Literatura erótica para adultos. Guentos galantes. *
Cuentos de amor y desamor para San Valentín *
Colección de Poemas *

Fábulas *
Biografías Breves *
Pensamientos, Máximas y Aforismos *
Especiales
Santa Teresa de Jesús
Cervantes
Shakespeare
Rubén Darío
Emilia Pardo Bazán
Federico García Lorca
Amado Nervo
Carmen de Burgos
 
Especial
"Los huesos del abuelo" de Carmen de Burgos
"D. Jeckill y Mr Hyde" de R. Louis Stevenson
"El diablo desinteresado" de Amado Nervo
"La casa de Bernarda Alba" de F. García Lorca
AUTORES RECOMENDADOS
Don Quijote - Novelas Ejemplares - Auidiolibro y Libro Gratis en AlbaLearning William Shakespeare - IV Centenario - Audiolibro y Libro Gratis en AlbaLearning Especial de Rubén Darío en AlbaLearning - Centenario Especial Amado Nervo Especial de Emilia Pardo Bazán en AlbaLearning - Centenario Federico García Lorca Carmen de Burgos (Colombine) - Audiolibros y Libros Gratis en AlbaLearning
 
ESPECIALES
Esta web utiliza cookies para poder darles una mejor atención y servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

¿Cómo descargar los audiolibros?

Síganos en:

Síganos en Facebook - Síganos en Twitter - Síganos en Youtube

Deje un mensaje:

Guestbook (Deje su mensaje - Leave your message) Guest-book

©2021 AlbaLearning (All rights reserved)