AlbaLearning - Audiolibros y Libros - Learn Spanish

| HOME | AUDIOLIBROS | AMOR | ERÓTICA | HUMOR | INFANTIL | MISTERIO | POESÍA | NO FICCIÓN | BILINGUAL | VIDEOLIBROS | NOVEDADES |


becquer en albalearning

Gustavo Adolfo Bécquer

"Unida a la muerte"

Canto Segundo - Cap 27

Biografía de Gustavo Adolfo Bécquer en Albalearning

 
 
[ Descargar archivo mp3 ]
 
Música: Albeniz - Espana - No. 3 - Malagueña
 

Unida a la muerte

Canto Segundo

OBRAS DEL AUTOR
Biografía Breve
Rimas:
Listado por título
Leyendas y Otras narraciones:
Apólogo
Cartas literarias a una mujer
Creed en Dios
El beso
El caudillo de las manos rojas
El Cristo de la calavera
El gnomo
El miserere
El monte de las ánimas
El rayo de luna
Entre sueños
Es raro
Historia de una mariposa y una araña
La ajorca de oro
La creación
La cueva de la mora
La mujer de piedra
La pereza
La promesa
La rosa de pasión
La venta de los gatos
Las hojas secas
Los ojos verdes
Maese Pérez el organista
Tres fechas
Unida a la muerte
Un tesoro
Leyendas en Inglés:
Maese Pérez the organist
LE PUEDE INTERESAR
Cuentos Infantiles y Juveniles
Cuentos de Navidad
Misterio y Terror
Poesía
<< Canto 2 - 27 >>

 

XXVII

En ese recinto donde se divisan millares de sepulcros bajo la triste sombra de los cipreses, de estos árboles que en medio del luto que les rodea están llenos de vida y no se agostan jamás aunque sus ramas y sus hojas lleven impresos el sello de un dolor eterno como el dolor de un primer amor desgraciado... En ese recinto, hay un sitio siempre florido. En este sitio del jardín de la muerte, una sencilla rosa, tierna y pálida, esparce su aroma solitario; es tan blanca que se diría que la mano de la desesperación la había plantado; tan débil, que la más insignificante brisa podría dispersar sus pétalos en el aire. Y, no obstante, en vano la atormentan el frío y las tempestades; en vano manos más rudas que el mismo aliento del invierno la arrancan de su tallo. Al día siguiente se la ve florecer de nuevo. Un genio debe cultivar la planta con amoroso cuidado y regarla con sus lágrimas celestiales, pues (las vírgenes de Hele lo saben bien) esta flor no puede tener nada de terrestre cuando desafía así el soplo agostador de las tempestades y consigue dar vida siempre a un nuevo capullo, sin necesidad de las benéficas lluvias de la primavera, ni de los calores del estío. Para ella únicamente canta durante toda la noche un pájaro que nadie ve, aunque parece estar muy cerca de ella; las alas de este pájaro son invisibles; pero las notas simpáticas y prolongadas de su canto son dulces como el arpa de una hurí. Podría ser tal vez un ruiseñor, mas aunque melancólica, la voz del ruiseñor no tiene tales acentos, porque los afortunados que han podido oírlos son detenidos en este recinto por una atracción irresistible y vagan errantes de un lado a otro llorando, como si amasen sin ser correspondidos. Pero sus lágrimas son tan dulces, su pena tan exenta de terror, que ven con pena venir la aurora a interrumpir aquel misterioso encanto que ellos quisieran prolongar indefinidamente. A los primeros albores de la mañana, cesa la mágica melodía. Algunos han llegado a creer (hasta tal punto los bellos desvarios de la juventud nos alucinan) que esas notas penetrantes y graves articulaban el nombre de Zuleika. Desde la cima del ciprés que crece sobre su tumba es donde resuena en el aire esa palabra de sílabas límpidas sobre su humilde lecho virginal, es donde la blanca rosa ha nacido... Allí se había colocado una lápida de mármol...; pero... un día por la tarde se puso, y a la mañana siguiente no se encontró ya en su sitio. Y, sin embargo, ningún brazo mortal tocó a este monumento fúnebre profundamente encajado en la tierra...; pero si se ha de dar crédito a lo que cuentan las leyendas de las orillas de la mar de Hele, la marmórea losa apareció colocada en el mismo paraje donde Selim había muerto. Allí está bañada por las mugidoras olas que han rehusado al hijo de Abdalah una sepultura más santa. De noche, dicen, se ve inclinarse sobre ella una cabeza lívida rodeada de un turbante, y este mármol al borde de la mar es llamado "La almohada del pirata". En el sitio donde al principio se había puesto, cubriendo el delicado cuerpo de la hija de Giaffir, florece todavía todas las mañanas la rosa solitaria y bañada de rocío, la rosa pura, fría y pálida como las mejillas de la hermosa que derrama algunas tiernas lágrimas al recorrer las páginas de esta dolorosa historia.

FIN


Inicio
<< Canto 2 - 27 >>
 

Índice de la Obra

Índice del Autor

Cuentos de Amor

Misterio y Terror

 
 
 

¡Nuevos cada día!

NOvedades en AlbaLearning - Nuevos audiolibros cada día


De actualidad
Cuentos de Navidad *
Misterio y terror *
Literatura erótica para adultos. Guentos galantes. *
Cuentos de amor y desamor para San Valentín *
Colección de Poemas *

Fábulas *
Biografías Breves *
Pensamientos, Máximas y Aforismos *
Especiales
Santa Teresa de Jesús
Cervantes
Shakespeare
Rubén Darío
José Echegaray
José Zorrilla
Amado Nervo
Carmen de Burgos
 
Especial
"El artículo 438" de Carmen de Burgos
"Frankenstein" de Mary Shelley
"Las aventuras de Pinocho" de Carlo collodi
"La leyenda de D. Juan Tenorio" de José Zorrilla
AUTORES RECOMENDADOS
Don Quijote - Novelas Ejemplares - Auidiolibro y Libro Gratis en AlbaLearning William Shakespeare - IV Centenario - Audiolibro y Libro Gratis en AlbaLearning Especial de Rubén Darío en AlbaLearning - Centenario Especial Amado Nervo Especial de José Echegaray en AlbaLearning - Centenario Charles Dickens Carmen de Burgos (Colombine) - Audiolibros y Libros Gratis en AlbaLearning
 
ESPECIALES
Esta web utiliza cookies para poder darles una mejor atención y servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

¿Cómo descargar los audiolibros?

Síganos en:

Síganos en Facebook - Síganos en Twitter - Síganos en Youtube

Deje un mensaje:

Guestbook (Deje su mensaje - Leave your message) Guest-book

©2019 AlbaLearning (All rights reserved)